¿Qué es el “internet de las cosas”?

Imprimir Enviar

cada vez el término el internet de las cosas será más habitual y muy probable en un futuro no tan lejano estemos platicando con nuestra estufa sobre cual es el mejor tiempo de cocción de nuestra cena y nuestro automóvil nos estará diciendo que necesita ir al taller para su revisión o reparación.

internet cosas

Salvador Iraheta | Actualizable

Para algunos esta frase suena conocida, para otros no, pues el “internet de las cosas” ha venido tomando auge poco a poco en nuestro entorno (aunque aún está en pañales) en la conectividad de los objetos físicos, artefactos o artilugios que están a nuestro alrededor a internet, entre ellos y final y primordialmente con nosotros, paso a explicarles sobre qué hablamos:

Internet de las cosas

IoT, por su siglas en inglés, según es un concepto que se refiere a la interconexión digital de objetos cotidianos con Internet, este concepto fué propuesto por Kevin Ashton en el Auto-ID Center del MIT en 1999, pero no solo hablamos de los móviles, laptops, servidores sino de cosas como nuestro refrigerador, el automóvil, las luces de nuestro hogar, la industria, el comercio, en fin cualquier cosa que pueda tener instalada una antena de radio. Según la empresa tecnológica Cisco actualmente hay más de 13 millones de dispositivos conectados en el mundo, cifra que crecerá a 50,000 millones para 2020.

Imaginemos por un momento él “no hay” o ¨desabastecimiento de materias primas¨ podría ser sólo una frase que quedará en el olvido; un refrigerador conectado a internet podría darte un listado del supermercado con solo solicitarlo sin necesidad de tan siquiera abrir el refrigerador y ver que se nos ha terminado, o mejor aún, pudiera el mismo artefacto enviar el listado al supermercado más cercano, y el mismo cargarlo a tu cuenta y despachar a tu hogar sólo con tener previamente programado dicho servicio.

En el caso del comercio, sensores instalados en las etiquetas podrían determinar cuando un producto se está agotando en el piso de ventas y hay que traer de la bodega o solicitar al fabricante que nos envíe un nuevo pedido definiendo el mismo sistema que tan necesario es y cual sería el óptimo en base a la demanda de los clientes, en la industria los procesos de producción no se detendría por falta de materia prima las mismas máquinas solicitarán los productos de bodega o del mismo fabricante antes de agotarse.

Es un debate largo y tendido al que podemos llegar sobre que tan intrusivo y peligroso puede llegar a ser tener nuestro hogar o negocio conectado a la red; las corporaciones tendrían todo el conocimiento de tus hábitos alimenticios, tus gustos específicos, sabrían que buscas aún antes de saberlo tú mismo, además podrías estar en cualquier momento susceptible a un ataque cibernético en tu misma casa; la verdad veremos que cada vez el término el internet de las cosas será más habitual y muy probable en un futuro no tan lejano estemos platicando con nuestra estufa sobre cual es el mejor tiempo de cocción de nuestra cena y nuestro automóvil nos estará diciendo que necesita ir al taller para su revisión o reparación.

Tomado de: Actualizable
Escrito originalmente por: Nelson Ayala