Latinoamérica se une por la salud de los océanos

Imprimir Enviar

Diez países de América Latina y el Caribe firmaron un compromiso para defender los ecosistemas marinos y usar responsablemente los recursos de los océanos frente a la sobreexplotación de la que son objeto.

biodiversidad, oceanos, marina

La declaración se propone llevar a cabo esfuerzos para impulsar, mejorar y consolidar la gestión efectiva de las áreas protegidas marinas

Diez países de América Latina y el Caribe firmaron un compromiso para defender los ecosistemas marinos y usar responsablemente los recursos de los océanos frente a la sobreexplotación de la que son objeto.

Los países firmantes pertenecen al Grupo Marino Costero de la Red Latinoamericana de Cooperación Técnica en Parques Nacionales, Otras Áreas Protegidas, Flora y Fauna Silvestre (Redparques) y se reunieron en Paracas, bahía de la costa sur del Perú, para intercambiar experiencias en gestión de recursos y turismo en áreas marinas protegidas.

Según Pedro Gamboa, coordinador regional de Redparques, la “Declaración de Paracas” es la respuesta regional frente a la preocupación por la crisis de los océanos debido al impacto de la sobreexplotación de los recursos pesqueros mundiales, la pesca ilegal, la falta de mejores prácticas en la acuicultura, la desaparición de las praderas submarinas y de los corales.

Suscrita por Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, Perú, Guatemala, Honduras, México y Uruguay, la declaración se propone llevar a cabo esfuerzos para impulsar, mejorar y consolidar la gestión efectiva de las áreas protegidas marinas, e implementar un programa de intercambio de experiencias, que incluya capacitaciones y pasantías entre los encargados de la conservación de estos ecosistemas.

Otra medida importante será difundir información entre los países miembros sobre medidas de mitigación y adaptación, con la finalidad de reducir la vulnerabilidad al cambio climático en esos espacios. Para ello, promoverán alianzas de investigación y monitoreo con universidades, centros de investigación y organismos pertinentes.

“Se busca fomentar iniciativas de manejo para la integración de paisajes terrestres y marinos capaces de mitigar amenazas mediante el establecimiento de corredores y redes regionales o subregionales de áreas protegidas en América Latina y el Caribe”, destacó Gamboa. (Tomado de: scidev.net)